Levítico 4 Biblia Jerusalén (1998) | 35 versitos |
1 Yahvé habló así a Moisés:
2 Di esto a los israelitas: Si alguien peca por inadvertencia contra cualquiera de las prohibiciones ordenadas por Yahvé y comete una de esas acciones prohibidas:
3 "Si el que peca es el sacerdote ungido, haciendo así culpable al pueblo, ofrecerá a Yahvé por el pecado que ha cometido un novillo sin defecto, como sacrificio por el pecado.
4 Llevará el novillo a la entrada de la Tienda del Encuentro ante Yahvé, impondrá la mano sobre la cabeza del novillo y lo inmolará ante Yahvé.
5 El sacerdote ungido tomará parte de la sangre del novillo y la introducirá en la Tienda del Encuentro.
6 El sacerdote mojará su dedo en la sangre y hará con ella siete aspersiones ante Yahvé frente al velo del Santuario.
7 El sacerdote untará con parte de la sangre los cuernos del altar del incienso aromático que está ante Yahvé en la Tienda del Encuentro, y verterá toda la sangre restante del novillo al pie del altar de los holocaustos, que se encuentra a la entrada de la Tienda del Encuentro.
8 "De toda la grasa del novillo sacrificado por el pecado, reservará la que cubre las entrañas y toda la que hay sobre las mismas;
9 los dos riñones y la grasa adherida a ellos y a los lomos, y el lóbulo del hígado; reservará todo esto junto con los riñones,
10 lo mismo que se reserva del novillo del sacrificio de comunión; y el sacerdote lo quemará sobre el altar de los holocaustos.
11 "La piel del novillo, toda su carne, con su cabeza y sus patas, sus entrañas con los excrementos,
12 el novillo entero, lo sacará fuera del campamento, a un lugar puro, al vertedero de las cenizas. Lo quemará poniéndolo sobre leña y dándole fuego; será quemado en el vertedero de las cenizas.
13 "Si toda la comunidad de Israel peca por inadvertencia y, haciendo cualquiera de las cosas que los mandamientos de Yahvé prohíben, se hace culpable, pero el hecho queda oculto a la asamblea;
14 en cuanto llegue a saberse el pecado cometido en ella, la asamblea ofrecerá un novillo como sacrificio por el pecado. Lo llevarán ante la Tienda del Encuentro;
15 los ancianos de la comunidad impondrán las manos sobre la cabeza del novillo ante Yahvé y se inmolará el novillo ante Yahvé.
16 Luego, el sacerdote ungido introducirá parte de la sangre del novillo en la Tienda del Encuentro;
17 el sacerdote mojará su dedo en la sangre y hará siete aspersiones ante Yahvé frente al velo.
18 Untará con parte de la sangre los cuernos del altar que se halla ante Yahvé en la Tienda del Encuentro, y derramará el resto de la sangre al pie del altar de los holocaustos, que está a la entrada de la Tienda del Encuentro.
19 Reservará toda la grasa del novillo y la quemará sobre el altar,
20 haciendo con este novillo como con el novillo del sacrificio por el pecado. Lo mismo hará con él. Así el sacerdote hará expiación por ellos y se les perdonará.
21 Sacará el novillo fuera del campamento y lo quemará como el novillo anterior. Éste es el sacrificio por el pecado de la asamblea.
22 "Si es un príncipe el que ha pecado y, haciendo por inadvertencia cualquiera de las cosas prohibidas por los mandamientos de Yahvé su Dios, se ha hecho culpable;
23 si se le advierte del pecado cometido, presentará como ofrenda un macho cabrío sin defecto.
24 Impondrá su mano sobre la cabeza del macho cabrío y lo inmolará en el lugar donde se inmola el holocausto ante Yahvé. Es un sacrificio por el pecado.
25 El sacerdote mojará su dedo en la sangre de la víctima, untará los cuernos del altar de los holocaustos y derramará la sangre restante al pie del altar de los holocaustos.
26 Quemará toda la grasa sobre el altar como la grasa del sacrificio de comunión. El sacerdote hará así la expiación por él, por su pecado, y se le perdonará.
27 "Si uno cualquiera del pueblo de la tierra peca por inadvertencia haciendo algo prohibido por los mandamientos de Yahvé, y se hace así culpable;
28 si se le advierte del pecado cometido, presentará como ofrenda por el pecado cometido una cabra sin defecto.
29 Impondrá su mano sobre la cabeza de la víctima y la inmolará en el mismo lugar que los holocaustos.
30 El sacerdote mojará su dedo en la sangre, untará con ella los cuernos del altar de los holocaustos y derramará toda la sangre restante al pie del altar.
31 Apartará toda la grasa de la víctima, como se aparta la grasa de un sacrificio de comunión, y el sacerdote la quemará sobre el altar como calmante aroma para Yahvé. El sacerdote hará así expiación por él y se le perdonará.
32 "Si presenta un cordero como ofrenda suya por el pecado, sea lo que presenta una hembra sin defecto;
33 impondrá su mano sobre la cabeza de la víctima y la inmolará como sacrificio por el pecado en el lugar donde se inmola el holocausto.
34 El sacerdote mojará su dedo en la sangre de la víctima y untará con ella los cuernos del altar de los holocaustos, y derramará toda la sangre restante al pie del altar.
35 Apartará toda la grasa de la víctima, como se aparta la grasa del cordero del sacrificio de comunión, y el sacerdote la quemará sobre el altar, junto con los manjares abrasados de Yahvé. El sacerdote hará así expiación por él, por el pecado cometido, y se le perdonará.

Patrocinio

 
 

Introducción a Levítico

*

Fuente: Nueva Biblia de Jerusalén (1998) - referencias, notas e introducciones a los libros

Patrocinio

Notas


REFERENCIAS CRUZADAS

[1] Lev_6:17-23 [Lev_6:24-30]

NOTAS

4 La mayor parte del ritual sacrificial está consagrada a los sacrificios de expiación. Se distinguen dos tipos: sacrificio por el pecado y sacrificio de reparación, pero es difícil decir en qué difieren. El sacrificio por el pecado parece tener un alcance más amplio que el sacrificio de reparación, que contempla sobre todo faltas por las que se han lesionado los derechos de Dios o de sus sacerdotes, o del prójimo. De hecho, los dos sacrificios están aquí previstos para casos de naturaleza muy semejante, cap. 5, y la confusión aumenta si se los compara con leyes particulares, Lev_14:10-32; Núm_6:9-12; Núm_15:22-31. Este minucioso ritual será reemplazado por el único sacrificio expiatorio de Cristo, ver Hb 9.



REFERENCIAS CRUZADAS

[1] Éxo_30:22+

NOTAS

4:3 El sumo sacerdote representaba a la divinidad ante el pueblo, pero también al pueblo ante Dios; por lo mismo, su falta implicaba una culpabilidad colectiva de la nación.

REFERENCIAS CRUZADAS

[1] Éxo_26:33+


REFERENCIAS CRUZADAS

[1] Éxo_27:2+; Éxo_30:1-10+


NOTAS

4:12 Al ser ofrecido el sacrificio para restaurar la alianza, aquel por quien es ofrecido (aquí el sumo sacerdote, en Lev_4:21 toda la asamblea) no puede tener parte en la comida de la víctima, ya que no se encuentra en paz con Dios. Lo que no se ofrece en el altar se quema enteramente fuera del santuario. La mención del «campamento» obedece a la atribución al tiempo del desierto de este tardío ritual.

NOTAS

4:15 El mismo ritual para el sumo sacerdote y para la asamblea, puesto que el primero representa a la segunda.

REFERENCIAS CRUZADAS

[1] Lev_1:11


NOTAS

4:25 A diferencia del sumo sacerdote y de la comunidad, el jefe (y el hombre del pueblo) pertenece al orden profano, Eze_44:3; Eze_45:7-12; por eso la sangre de la víctima que ocupa su lugar no entra en la Tienda sagrada.

NOTAS

4:27 «Pueblo de la tierra». La expresión, que durante el período monárquico hacía referencia a la aristocracia rural, defensora del Yahvismo y de la dinastía davídica, sirvió para designar a la población israelita en general a partir del período postexílico.