y los bendijo Dios diciendo: "sed fecundos y multiplicaos, y henchid las aguas de los mares, y las aves crezcan en la tierra."

(Genesis 1,22)

© Biblia Jerusalén (1998)

Patrocinio