Numeros  19 Biblia Jerusalén (1998) | 22 versitos |
1 Dijo Yahvé a Moisés y a Aarón:
2 "Éste es uno de los preceptos de la ley, prescrito por Yahvé con estas palabras: Di a los israelitas que te traigan una vaca roja, sin defecto, que no tenga mancha alguna, y que no haya llevado yugo.
3 Dádsela al sacerdote Eleazar. Que la saquen fuera del campamento y sea inmolada en su presencia.
4 Entonces el sacerdote Eleazar untará su dedo en la sangre de la vaca y hará con la sangre siete aspersiones hacia la entrada de la Tienda del Encuentro.
5 Luego será quemada la vaca en su presencia, con su piel, su carne, su sangre e incluso sus excrementos.
6 Tomará el sacerdote leña de cedro, hisopo y grana, y la echará en medio de la hoguera de la vaca.
7 El sacerdote purificará sus vestidos y se lavará el cuerpo con agua; luego podrá ya entrar en el campamento; pero será impuro el sacerdote hasta la tarde.
8 El que haya quemado la vaca purificará sus vestidos con agua y lavará su cuerpo con agua; pero será impuro hasta la tarde.
9 Un hombre puro recogerá las cenizas de la vaca y las depositará fuera del campamento, en lugar puro. Servirán a la comunidad de los israelitas para el rito de agua lustral: es un sacrificio por el pecado.
10 El que haya recogido las cenizas de la vaca lavará sus vestidos y será impuro hasta la tarde. Éste será decreto perpetuo tanto para los israelitas como para el forastero residente entre ellos.
11 "El que toque un muerto, cualquier cadáver humano, será impuro siete días.
12 Se purificará con aquella agua los días tercero y séptimo, y quedará puro. Pero si no se ha purificado los días tercero y séptimo, no quedará puro.
13 Todo el que toca un muerto, un cadáver humano, y no se purifica, mancha la Morada de Yahvé; ese individuo será excluido de Israel, porque las aguas lustrales no han corrido sobre él: es impuro; su impureza sigue sobre él.
14 "Ésta es la ley para cuando uno muere en la tienda. Todo el que entre en la tienda, y todo el que esté en la tienda, será impuro siete días.
15 Y todo recipiente descubierto, que no esté cerrado con tapa o cuerda, será impuro.
16 "Todo el que toque, en pleno campo, a uno víctima de la espada, o a un muerto, o huesos de hombre, o una sepultura, será impuro siete días.
17 "Se tomará para el impuro ceniza de la víctima inmolada en sacrificio por el pecado, y se verterá encima agua corriente de una vasija.
18 Un hombre puro tomará el hisopo, lo mojará en agua y rociará la tienda y todos los objetos y personas que había en ella, e igualmente al que tocó los huesos o al asesinado, o al muerto, o la sepultura.
19 El hombre puro rociará al impuro los días tercero y séptimo: el séptimo día le habrá limpiado de su pecado. Lavará el impuro sus vestidos, se lavará con agua, y será puro por la tarde.
20 Pero el hombre que quedó impuro y no se purificó, ése será excluido de la asamblea, pues ha manchado el santuario de Yahvé. Las aguas lustrales no han corrido sobre él: es un impuro.
21 "Éste será para vosotros decreto perpetuo. El que haga la aspersión con las aguas lustrales lavará sus vestidos, y el que haya tocado las aguas lustrales será impuro hasta la tarde.
22 Y todo lo que haya sido tocado por el impuro, será impuro; y la persona que le toque a él, será impura hasta la tarde."

Patrocinio

 
 

Introducción a Numeros 

*

Fuente: Nueva Biblia de Jerusalén (1998) - referencias, notas e introducciones a los libros

Patrocinio

Notas


REFERENCIAS CRUZADAS

[1] Núm_31:23; Heb_9:13

NOTAS

19 El cap. 19 forma una unidad: el agua lustral, Núm_19:17-22, preparada con las cenizas de una vaca roja inmolada y quemada fuera del campamento, Núm_19:1-10, sirve para borrar la impureza contraída por contacto de cadáver, Núm_19:11-16. Este ritual, al que sólo alude otro texto, Núm_31:23 (luego Heb_9:13), legitima una vieja práctica impregnada de magia, equiparándola a un sacrificio de expiación por el pecado, Núm_19:17 y comp. Núm_19:4-5 con Lev_16:27; Núm_19:8 con Lev_16:28. Otras costumbres análogas fueron de este modo asumidas por la Ley mosaica, Lev_14:2-7; Lev_16:5-10; Núm_5:17-28; Deu_21:1-9. La vaca debía ser roja porque, en el antiguo Oriente, todo lo que se aproxima al rojo tenía valor profiláctico; este color evoca la sangre, principio de vida, y protege contra la muerte.



REFERENCIAS CRUZADAS

[1] Deu_21:3; Lev_4:12+; Heb_13:11 s


REFERENCIAS CRUZADAS

[1] Lev_4:5-6


REFERENCIAS CRUZADAS

[1] Lev_14:4-6; Éxo_12:22+


REFERENCIAS CRUZADAS

[1] Lev_11:25; Lev_11:40


REFERENCIAS CRUZADAS

[1] Lev_4:11-12


REFERENCIAS CRUZADAS

[1] Heb_9:13


REFERENCIAS CRUZADAS

[1] Lev_21:1; Hag_2:13

NOTAS

19:11 Las reglas de pureza de Lv 11-16 no mencionan el contacto con un muerto.

REFERENCIAS CRUZADAS

[1] Lev_14:4-5

[2] Deu_21:1-9